¿Es posible la nulidad de las tarjetas Revolving?

Reclamar tarjetas Revolving es posible de manos de expertos abogados en reclamaciones bancarias. Así que, si estás pensando en reclamar por tu tarjeta Revolving, debes tener en cuenta ciertos aspectos para saber si vale la pena iniciar la reclamación o no.

Primero de todo, es necesario que sepas si estás en posesión de una tarjeta de estas características, dado que mucha gente desconoce su tenencia y su funcionamiento. A rasgos generales, se trata de un producto financiero complejo que, a diferencia de un crédito o préstamo personal, no contiene un tipo de interés simple, sino que suele ser bastante elevado, lo que lo hace un producto lucrativo para la banca.

La característica principal de este producto es que, a diferencia de un préstamo personal, aquí se puede elegir una cuota mínima de pago, pudiendo ser mayor en caso de solvencia. Sin embargo, mes a mes, mientras vas abonando las cuotas mínimas y piensas que el capital adeudado se va reduciendo junto con el interés pactado, esto no es así.

En realidad, el capital pendiente más los intereses pactados seguirán incrementándose, por el tipo de interés pactado, mientras la deuda no sea satisfecha en su totalidad. Por ello, las tarjetas Revolving se consideran un producto usurario.

La posibilidad de solicitar la nulidad de este tipo de tarjeta vino determinada por la pasada Sentencia del Tribunal Supremo de 25 de noviembre de 2015, en la que se expuso la posibilidad de anular dicho contrato por usura, debido a que el tipo de interés era totalmente abusivo.

El tipo de interés aplicable a este producto puede dispararse hasta una media del 25% TAE anual, mientras que un crédito o préstamo personal de media se encuentre entre el 5 y el 9% anual.

Es por ello que, si tienes razones para pensar que tu tarjeta de crédito se corresponde con una tarjeta Revolving, y que te encuentras atrapado en una deuda que mes a mes no solo se reduce sino que aumenta, no dudes en ponerte en contacto con expertos abogados en Derecho Bancario, que te harán un estudio completo de la viabilidad de tu reclamación, te ayudarán a desligarte de este tipo de crédito solicitando la nulidad del contrato judicialmente, e impedirán así que sigas atrapado en un pago desproporcionado y usurero.